Extractos del libro “Colección Arte Venezolano”

por

Las obras de Licia Salvatore contienen significados universales como la espiritualidad y la trascendencia humana, que expresa un lenguaje abstracto, sensual y alegre. Utilizando materiales autóctonos como la piedra serpentina, logra dominar la técnica con pulcritud y maestría. A pesar de su corta trayectoria artística, su pasión, estudio, trabajo constante y una larga lista de participaciones expositivas, le otorgan su reconocido espacio en el arte nacional.

…“En el sentido formal el trabajo de ésta artista se puede ubicar dentro de la tendencia del arte abstracto lírico, con un dominio de las formas rectangulares, piramidales y circulares; en general las obras se presentan en línea ondulada y muy flexible, pero también hay cortes geométricos que otorgan una apariencia antagónica pero complementaria… La yuxtaposición de éstas formas que antes eran vistas como antagónicas, Licia la hace con refinamiento y sutileza…

…Algo que adquiere carácter protagónico en la producción de Licia, es que ella incluye el vacío como parte activa de las obras, un recurso que Pablo Gargallo utilizó mucho en su trabajo, por lo que fue considerado el gran exponente del “hueco” en el arte tridimensional a nivel mundial. En el caso de nuestra artista, asume el vacío de manera fuerte, mediante “patrones dibujados” que por lo general tienen un extremo abierto que los conecta con todo el espacio…


…a lo largo de su trayectoria ha logrado crear un lenguaje plástico muy particular y original, basado en la combinación de formas que vistas por separado parecen antagónicas, pero que en su obra adoptan una comunión y armonía únicas. Rara vez se tiene la oportunidad de apreciar este tipo de convergencia en la que formas líricas y sensuales se conjugan con otras que tienden al hieratismo”.

Néstor Balza
Investigador de Arte
Venezuela 2008